Ahora (1) Mi Tuna


Me deje mi capa,
colgada en la noche,
dormida, en suspenso…
con mis historias pasadas.
Nunca el pentagrama me acompaño,
para mi desgracia,
mis oídos se unían,
descompasados a mis orejas,
dejando en el aire escalas,
con alguna corchea suelta.
Pero el traje quedaba bien,
tenia buena percha,
dejando andar el paso,
entre calles que en mi caso,
siempre fueron madrileñas.
La noche cómplice,
acompañaba coqueta,
dando calor…por fría,
que la orilla fuera.
Que entre trinos andaba,
celosa, alguna mujer madrileña,
por el alba que llegaba,
a veces demasiado presurosa,
para el canto cobijado,
a la sombra de un balcón,
guardado por alguna monja vieja.
De todo hay, según recuerdo
y según me cuentan,
que las cosas se viven,
en carne propia,
o contadas en la penumbra,
alrededor de una mesa.
Pero como la golondrina,
regresa al mismo nido,
así regresan los recuerdos,
con mis compañeros vestidos,
de calzas y jubón,
y sobre el pecho el símbolo,
de nuestra leal, osada,
y querida institución.

Acerca de juanmiguelesteban

no dije nunca nada que no quisiera, pero si calle lo que decir no debiera
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Ahora (1) Mi Tuna

  1. erotismoenguardia dijo:

    Historias que nutren el recuerdo y reavivan las emociones ❤️

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .